Facundo Cabral “No estás deprimido, estás distraído…”.

Facundo Cabral vivió de niño pobreza extrema y su padre los abandonó. Fue analfabeta hasta los 14 años.

El era creyente, pero aún si alguien no lo es su mensaje es universal: el tomar la mejor actitud, la fortaleza interior, vivir el presente, disfrutar la vida y ser feliz ya en este mundo; hacer lo que se ama. A él le dio resultado. Importa más la calidad de vida que como termine.

“La felicidad no es un derecho, es un deber”.

No estás deprimido, estás distraído… y desocupado:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>